| 0 Comments

¿Cómo luce el panorama económico para México en 2023?

Autor : Gabriela Siller Pagaza

Fecha : 20 Diciembre del 2022

Fuente: Investing

El 2022 fue un año con resultados económicos mejor a lo esperado en México. Se estima que en 2022 el PIB creció 3.1%, ante un efecto rebote e impulsado por la economía de Estados Unidos.  El contexto global también ayudó a México, pues el alto costo logístico en los envíos de China a  Estados Unidos y la guerra comercial entre estos dos países, abrió para México la oportunidad del  nearshoring, propiciando la entrada de inversión extranjera directa y crecimiento de las  exportaciones. Llama la atención que los datos de inversión extranjera directa muestran un  crecimiento de 46% de las nuevas inversiones, precisamente por el efecto del nearshoring, pero  también llama la atención la alta cantidad de desinversión de extranjeros que decidieron cerrar  sus plantas o se llevaron su maquinaria y equipo de México.

Al interior del PIB destaca que el consumo alcanzó en 2022 niveles máximos históricos. Al  consumo le ayudó la entrada de remesas las cuales se estima crecieron 13% y de materializarse  el pronóstico alcanzarían 58 mil millones dólares, hilando 9 años consecutivos de crecimiento.  Destaca también el crecimiento de 18% de las exportaciones.

Por el contrario, la inversión fija bruta, que determina el crecimiento económico de largo plazo y  debería ser el motor interno de crecimiento, mantiene un rezago de 11% respecto a su máximo  histórico alcanzado a finales del 2017. En la encuesta que realiza Banco de México destaca que  solo el 14% de los encuestados cree que es buen momento para invertir y el principal freno de la  economía es la gobernanza, siendo la inseguridad pública el principal factor. Llama la atención  que, dentro de los datos de la inversión extranjera directa, los flujos de desinversión alcanzaron  en 2021 niveles máximos históricos y hasta el primer semestre del 2022 (último dato disponible)  mostraban un crecimiento positivo. Esto implica que algunos inversionistas perciben riesgo de  mantener inversiones en México.

Ante el crecimiento económico también se crearon empleos y se recuperaron las cifras pre covid.  Aunque la recuperación completa del empleo es algo positivo, se sigue observando el problema  estructural de la informalidad, con el 55% de los ocupados bajo este esquema. Además, alrededor  de 7.5% está en subocupación, lo que da un total de 62% de los ocupados en situación laboral  desfavorable.

En 2022, el principal reto económico fue la inflación, pues ya tenía tendencia de alza por las  distorsiones causadas por el covid y el comienzo de la guerra entre Rusia y Ucrania disparó los  precios de los energéticos y de los alimentos. Aunque algunos de estos commodities ya han  regresado a sus niveles previos a la guerra, se siguen observando presiones inflacionarias por la  posibilidad que vuelvan a subir, dado que la guerra no ha terminado y China continúa con su  política de cero covid. Es muy posible que la inflación cierre el año en México en un nivel  ligeramente inferior a 8%. Debido a las mayores presiones inflacionarias, Banco de México subió  su tasa de interés en 500 puntos base en el año, siendo el mayor incremento anual en registro,  desde que Banco de México tiene la tasa de interés como objetivo operacional. La tasa objetivo  se ubica en un máximo histórico de 10.5%, nivel considerado restrictivo para la economía, pues  desincentiva a la inversión fija bruta.

Finalmente, el tipo de cambio mostró tendencia de baja por el flujo de divisas que llegaron a  México por exportaciones, inversión extranjera directa y remesas. El tipo de cambio, que tiene un  nivel de equilibrio alrededor de los 19.50 pesos por dólar, mostró un mínimo en el año de 19.04  a finales de noviembre, regresando a niveles no vistos desde antes de la pandemia. Debido a la  incertidumbre por la economía global y ante los retos de la economía mexicana, se realizaron  compras anticipadas de dólares y tomas de cobertura, lo que incrementó la demanda de dólares  y situó nuevamente al tipo de cambio en niveles cercanos a 19.80 pesos por dólar.

En resumen, el 2022 fue un buen año económico, pero podría haber sido mucho mejor. Sin la  inseguridad pública y la incertidumbre causada por la política económica interna, el crecimiento  podría haber sido 4%, en lugar del 3.1% estimado. Con esto, el PIB estaría en mejor posición, pues  apenas se acaba de recuperar lo perdido de 2019 y 2020, mientras que en términos de PIB por  habitante se estima se logrará una recuperación completa hasta 2028, lo que implica una década  perdida. En línea con lo anterior, se estima que este sexenio cerrará con una caída de 4.3% en el  PIB per cápita, algo no visto desde el sexenio de Miguel de la Madrid.

Además, México tiene muchos retos, el principal de ellos es la relación comercial con Estados  Unidos por el proceso abierto de consultas en materia energética. Si el proceso se va a panel y  falla en contra de México, se podrían enfrentar multas o aranceles. Otro riesgo es la posibilidad  de recesión en Estados Unidos, ante el incremento agresivo en las tasas de interés. Se estima que  Estados Unidos tiene una probabilidad de 48% de caer en una leve recesión a finales del 2023, lo  cual implicaría para México una desaceleración económica. Si la recesión es moderada o fuerte,  se convertiría también en recesión en México por las menores exportaciones.

2023

Asumiendo que Estados Unidos cae en una leve recesión a finales del 2023 y muestra un crecimiento entre 0.9 y 1.5%, después de haber crecido alrededor de 2% en 2022, la economía  mexicana podría crecer alrededor de 1.7% en 2023, lo que implica una desaceleración.

Con esto, se estima se desacelerará la entrada de remesas al crecer entre 6 y 8% en 2023, mientras que para las exportaciones se estima un crecimiento entre 7 y 9%.

A nivel internacional el costo logístico está disminuyendo y las cadenas de suministro se van  arreglando, esto disminuye las presiones inflacionarias, pero le resta oportunidad relativa a  México por nearshoring.

Respecto a la inflación, se estima que el 2023 cerrará en un nivel cercano a 5%. Para la política  monetaria se estima que el Banco de México le seguirá el paso a la Fed solo hasta una tasa de  11.5% en México (5.5% en Estados Unidos) y existe una alta posibilidad de un recorte de 25 puntos  base a finales del 2023 en México, desacoplándose de la política monetaria de la Reserva Federal  que se espera que en 2024 empiece a recortar la tasa de interés. Así, la tasa en México podría  alcanzar en 2023 un nivel máximo de 11.5% y cerrar el año en 11.25% si no existen nuevas  presiones sobre precios.

Para el tipo de cambio se estima que subirá de 20 pesos por dólar por la menor oferta de dólares,  dada la desaceleración en exportaciones, remesas, inversión extranjera directa, así como el  posible desacoplamiento de la política monetaria del Banco de México con la Reserva Federal de  Estados Unidos. Se estima que el tipo de cambio podría estabilizarse alrededor de 20.20 pesos  por dólar y subir a un máximo de 20.50 pesos. Encima de 20.50 pesos por dólar implicaría un  escenario de mayor riesgo económico o político para México.

Otro punto relevante será la percepción, tanto local como internacional, sobre las elecciones  federales a llevarse a cabo en 2024. Si se deteriora el ambiente político, podrían darse salidas de  capitales, subidas en el tipo de cambio y nuevas presiones inflacionarias, lo que obligaría al Banco  de México a seguir subiendo la tasa de interés. La mayor cautela también provocaría una caída de  la inversión fija bruta y un pobre crecimiento del consumo, desacelerando aún más a la economía  mexicana. Este escenario también podría darse en el caso de nuevas reformas que generen  incertidumbre, particularmente relacionadas con el INE y/o el Banco de México.

Finalmente, se espera que la SHCP siga apoyando financieramente a PEMEX, lo cual junto con un  gasto público ejercido de manera ineficiente seguirá subiendo el riesgo de crisis de finanzas  públicas para la siguiente administración.

Si quieres convertirte en un Socio Inversionista de Equity Link, contáctanos para darte más información de los beneficios de invertir con nosotros.

[caldera_form id=”CF6303d40347ecb”]

Comparte:

0 Comentarios para "¿Cómo luce el panorama económico para México en 2023?"

Responder

Your email address will not be published. Required fields are marked *

¿Necesitas que tus clientes te paguen más rápido?

Comienza ahora y libera tu cadena de suministro